lunes, 4 de noviembre de 2013

Las instalaciones, el punto clave del Certificado de Eficiencia Energética.

El certificado energético, necesario para el alquiler o venta de inmuebles desde el pasado 1 de Junio del 2013  consiste en la evaluación de las propiedades y características térmicas de los elementos involucrados en el mantenimiento de confort térmico dentro de los inmuebles.

Estos elementos son los siguientes:
-.Cerramientos opacos (paredes)
-.Huecos (puertas y ventanas)
-.Puentes térmicos (relativos a la estructura mayormente)
-.Suelos
-.Cubiertas
-.e Instalaciones

Dentro de cada uno de estos elementos hay multitud de posibilidades sobre las que actuar con el fin de mejorar la calificación energética de una vivienda, o si tenemos realmente inquietud por el medio ambiente, reducir las emisiones de CO2, o el consumo energético.

Desde el mundo de la construcción siempre se ha tenido la tendencia a actuar sobre lo relativo a la construcción y realmente siendo arquitectos, albañiles y aparejadores las personas a las que un propietario siempre acude cuando desea hacer una reforma en su vivienda o directamente construirse una vivienda, es lógico que desde este sector de la construcción se haya tenido detalle en la eficiencia energética de "lo inerte" de la vivienda, es decir muros, estructura, puertas, ventanas, techos y suelos. Pero ¿que ha sucedido con las instalaciones?

Sin animo de ser victimista, las instalaciones siempre han sido el "patito feo" de la construcción; A un arquitecto, obsesionado con la estética (como son la gran mayoría) siempre se ha resignado a proveer sus muros de protección térmica, pero eso de que una instalación interfiera en la estética con conducciones o rompa la belleza de los volúmenes con una habitación destinada a ellas, casi siempre ha sido una gran incomodidad.

Pero es con la Eficiencia Energética con la que las instalaciones pasan de ser el pequeño patito feo, al elegante cisne blanco. Y es que han sido tan poco tenidas en cuenta incluso después del CTE (nuevo Código Técnico de la Edificación) en el que se regulaba las características técnicas de los edificios nuevos, que incluso ahora para las viviendas nuevas, una reforma orientada a la mejora de las instalaciones suele ser la solución mas económica, que menos molestia supone en nuestra vivienda y que mejores resultados en la Calificación Energética consigue.

Claro está que este tipo de mejora, difícilmente puede ser ofrecida por el mundo de la construcción, ya que son necesarios relativamente complejos conocimientos en energía y el estado actual de la tecnología. Una mejora de este tipo sin duda requiere de los conocimientos del sector de la industria como pueden ser Ingenieros Industriales e Ingenieros Técnicos en instalaciones térmicas que no tienen nada que ver con electricistas ni instaladores de aire acondicionado o gas.

Saludos desde Certificado energetico Valencia

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada